HellFest

Amigos, música, diversión, bailar, risas, historias, anécdotas…es el primer brainstorming que sale de mi cabeza nada más llegar de un festival.

Todo eso multiplicado por dos, es mi sensación aterrizando del Hellfest.

Un cartel impresionante, una decoración mágica y una reunión de amigos emocionante, sería el resumen perfecto para este fin de semana.

Quien haya estado en un festival, no necesita que le cuente mucho más; para quién no haya estado nunca, debería descubrirlo personalmente.

Un momento mágico: Me disponía a abandonar el concierto de Bad Religion, cuando me encontré con una  auténtica fiesta de serrín.¿Y qué es eso? os preguntaréis; pues una fiesta de serrín es una fiesta de serrín.

justo en ese preciso instante, comenzó a sonar mi canción favorita de ellos: Sorrow ¡si escucháis la canción y véis las imágenes os podréis hacer una pequeña idea de ese momento que me ha dejado la piel de gallina para cada una de las veces que suene esta canción!

Volviendo de un sitio así, solo me viene una cosa a la cabeza: ¡I Love My Life!